Actualmente, el Dr. Córdoba no practica ni la cirugía de agrandamiento (diámetro) del pene ni la cirugía de alargamiento (longitud) del pene.

El pene es parte del sistema reproductor masculino genital. El pene se compone de muy poco tejido adiposo (grasa). Su plenitud puede volverlo una parte más sensual del cuerpo masculino.

Es posible que el pene no tenga el grosor o espesor ni la longitud que usted desea.

También puede parecer flácido y puede acentuarse con la edad. El pene puede perder su atracción o su sensualidad.

El pene puede ser revitalizado y rejuvenecido por medio de inyecciones de grasa autóloga o lipofilling. Las inyecciones de grasa en un pene menos sensual hacen que su espesor aumente, pero no su longitud.

Actualmente, el Dr. Córdoba no ejecuta ningún procedimiento de agrandamiento o robustecimiento del pene.

Hay dos intervenciones en cirugía estética para el agrandamiento o robustecimiento del pene, la liposucción y las inyecciones de grasa, que se aplican estratégicamente. La liposucción se realiza usando un instrumento quirúrgico de metal hueco llamado cánula en partes específicas del cuerpo en donde se localizan depósitos de grasa. La grasa puede ser extraída a través de incisiones pequeñas en diferentes partes del cuerpo como el abdomen, las caderas, los muslos, la espalda y otros lugares.

Una vez que la grasa no deseada es extraída, esta se concentra. Luego, el tejido adiposo (graso) se separa de los otros tejidos del cuerpo y después se purifica. La grasa procesada es re-inyectada en el pene mediante inyecciones múltiples a diferentes profundidades para obtener los mejores resultados.

Los mejores candidatos para un agrandamiento del pene con inyecciones de grasa son hombres con:

  • buen estado de salud
  • emocionalmente equilibrados
  • hombres que tienen expectativas realistas sobre lo que esta cirugía puede lograr
  • hombres que tienen un exceso de peso o tienen una cantidad suficiente de grasa localizada
  • hombres que eligen el agrandamiento del pene utilizando su propia grasa

Tratamientos alternativos

Actualmente, el Dr. Córdoba no ejecuta ningún procedimiento de agrandamiento o robustecimiento del pene.

Las inyecciones de grasa en el pene son consideradas como una cirugía electiva. Una opción sería no someterse al agrandamiento del pene mediante el injerto de grasa. Los rellenos que contienen ácido hialurónico y otros productos pueden aumentar el volumen del pene. Un procedimiento de inyecciones de grasa cutánea puede funcionar bien. Un tratamiento de injerto Alloderm (dermis humana donada) también puede aumentar el espesor del pene.

Cualquiera de los procedimientos anteriores puede provocar una distorsión del pene, irregularidades, nódulos, abultamientos, e incluso infección o provocar acortamiento y posible curvatura del pene y causar deformidades permanentes.