La cirugía de la mandíbula con implantes es un procedimiento quirúrgico para:

  • acentuar la silueta de la mandíbula
  • aumentar su volumen

Hay diferentes razones por las cuales usted puede decidir de hacerse esta cirugía como la pérdida o deficiencia de volumen, un rostro estrecho, diferentes irregularidades o cuando se desea mejorar la silueta de toda la cara.

Gracias a la textura y dureza de los implantes de silicona, su uso permite mejorar la forma y el volumen de la mandíbula. Un volumen compensatorio y proporcional con relación a la cara puede ayudar a armonizar toda la cara.

Los implantes de silicona para la mandíbula son seguros y duraderos. Son bien aceptados por el cuerpo. Los implantes son disponibles en diferentes tamaños para satisfacer las necesidades de los pacientes.

Durante la cirugía estética de la mandíbula, la inserción del implante se realiza a través de pequeñas incisiones en la boca hacia los lados. Las cicatrices son imperceptibles. La prótesis se coloca directamente en el lugar donde se desea aumentar el volumen y redefinir la silueta.

Tratamientos alternativos

Una opción sería la de no recurrir a la cirugía del implante mandibular. El contorno o silueta de la mandíbula puede también ser corregido con micro-inyecciones de relleno.